Interceptor: el héroe de los mares

Presentación del proyecto en Rotterdam prototipo del sistema Interceptor,  el 26 de octubre en Rotterdam (ROBIN UTRECHT / AFP)

La contaminación de mares y océanos con residuos plásticos tiene diversos orígenes. Una de las más comunes son los ríos que desembocan aguas contaminadas. La solución más oportuna y conveniente es evitar el problema en origen, es decir, evitar la contaminación de los ríos.

La organización sin ánimo de lucho Ocean Cleanup, fundada en Países Bajos por el joven emprendedor ambiental Boyan Slat, ha presentado ahora una propuesta tecnológica para luchar contra este problema y ayudar a la limpieza de plásticos en ríos y mares (también aplicable en lagos y embalses).

La iniciativa presentada el pasado fin de semana en Rotterdam lleva el nombre de Interceptor y tiene como principal componente una gran estructura que permite filtrar los plásticos flotantes o semisumergidos en el cauce de un río y acumular esta basura para su posterior reciclaje o tratamiento.

El joven emprendedor ambiental Boyan Slat presenta un prototipo de nuevo sistema para retener los residuos sólidos en los cauces contaminados

The Interceptor” (nombre registrado por Ocean Cleanup) cuenta de momento con cuatro prototipos y según sus promotores es capaz de extraer 50.000 kg de basura por día, incluso llegando a 100.000 kg por día en condiciones optimizadas.

De momento dos de los prototipos ya están operativos en Yakarta (Indonesia) y Klang (Malasia). Un tercer sistema está en Vietnam para instalarse en Can Tho en el Delta del Mekong (Vietnam), mientras que el cuarto está destinado a desplegarse en Santo Domingo (República Dominicana).

Además de estos lugares, Tailandia se ha interesado para desplegar un Interceptor cerca de Bangkok, y otros acuerdos están a punto de completarse, incluido uno en el condado de Los Ángeles (EE. UU.), según los datos facilitados por Ocean Cleaup

El Ocean Cleanup Interceptor, “es ecológico y 100 por ciento alimentado por energía solar, con baterías de iones de litio incorporadas que le permiten funcionar día y noche sin ruidos ni gases de escape”.

El sistema está anclado al lecho del río para utilizar el flujo natural del río para atrapar el plástico y está diseñado para un funcionamiento autónomo las 24 horas, los 7 días de la semana, lo que elimina la necesidad de realizar trabajos manuales peligrosos.

La barrera flotante de este sistema se utiliza para dirigir la basura hacia el sistema solo abarca parte del río; no interferirá con otras embarcaciones y no dañará la seguridad, ni impedirá el movimiento de los requisitos críticos para la vida silvestre cuando opere en los ríos principales. Una computadora a bordo conectada a Internet monitorea el rendimiento del sistema, el uso de energía y el estado de los componentes.

Utilizamos cookies para personalizar la experiencia de nuestros lectores. Aviso de Privacidad Aceptar Leer más...